Qué Son los Fondos Indexados y Cómo Invertir de Forma Sencilla

La inversión en valores bursátiles es un mundo tremendamente amplio. ¡Atención! Hemos dicho «amplio», no complejo.

Ver Productos Financieros de Inversión

Existen muchas formas diferentes de sacar partido a tus ahorros en bolsa. Algunas más trabajosas, otras un poco sofisticadas… pero también hay formas fáciles de ver crecer tu dinero. Una de ellas, los fondos indexados.

Podría parecer que estas y otras formas de entrar en el mundo de la bolsa están solo al alcance de unos pocos entendidos. O de profesionales como los que cabe encontrar en una oficina bancaria tradicional. Esta segunda es una opción siempre disponible pero, como verás, hay formas mejores de invertir en fondos indexados de forma sencilla.

Este tipo de fondos no requieren de esfuerzo por tu parte y es una de las formas más seguras de poner tu dinero a producir. Verás que, como forma de ahorro, son una de las más atractivas.

Tal vez por eso se habla cada vez más de ellos y seguramente sea ese auge el que ha despertado tu curiosidad. Pero has de saber que los fondos indexados no son una novedad reciente voluble y sin pruebas empíricas de su conveniencia.

Lo que sí ha ocurrido recientemente es que la tecnología ha permitido una democratización de la bolsa. O, por decirlo mejor, de la vida financiera en general.

Hace años sería imposible pensar que fuera de las cunetas en las que pavimenta su camino la banca tradicional pudiera haber vida financiera. Pues la hay. Muchas veces, en tu propio móvil. ¡La tecnología está para eso!

En definitiva: los fondos indexados, como muchas otras cuestiones financieras, son hoy por hoy accesibles de una forma más directa para todos las y los interesados. Como verás, si estás buscando una inversión con un alto ratio de seguridad y que te permita tener tranquilidad… los fondos indexados son una opción muy pero que muy a tener en cuenta.

Qué es un fondo de inversión

Un fondo de inversión (indexado o no) es una forma de inversión colectiva. No es un solo inversor, sino muchos, pero actúan como uno solo. Como si varios amigos os juntáis para hacer una cosa y encargáis al que más sabe que lleve la voz cantante. Pues eso mismo.

Ver Productos Financieros de Inversión

Generalmente, son formas de inversión muy diversificadas. Esto quiere decir que, como dirían las abuelas, no se ponen todos los huevos en la misma cesta. De esta manera, se minimiza el riesgo.

Por cierto: el riesgo siempre existe. No hay formas de inversión 100% seguras. Las hay más arriesgadas y menos arriesgadas pero si se dan ganancias entonces también se pueden dar pérdidas. Es ley de vida.

Tu papel en el fondo es, como podrás imaginarte, el relativo a la cantidad de dinero que inviertas en él. Cuanto más apuestes por el fondo, más beneficios tendrás. Cuanto más tiempo tengas tu dinero en el fondo, mejor para lo que viene siendo tu ahorrar.

fondos indexados

Es como un club en el que tus aportaciones y tu antigüedad te proveen de estatus. Solo que en este caso, en vez de estatus, es dinero de verdad.

Los beneficios que obtengas serán de las participaciones que vendas, lo cual hace que, de nuevo, se garantice la seguridad pues, cuanto mejor vaya el fondo, menos querrás vender. Y cuanto menos quieran vender los que participan en él, al fondo mejor le irá. Es la gracia de este tipo de inversión colectiva.

Generalmente, los fondos se gestionan con un intermediario, ya sea un banco u otro tipo de entidad financiera. Pero como verás a continuación, existen formas de invertir, como por ejemplo en fondos indexados, que resultan muy sencillas para quien se interesa por ellas.

Qué son los fondos indexados

Los fondos indexados con todo lo contrario a lo que la imagen habitual que nos hacemos de la bolsa suele dar. Es decir: esas tensiones, esos nerviosismos, esos rostros incrédulos habitados por ojos desorbitados. Nada de eso. Tranquilidad absoluta.

Plácida y sostenida ganancia a largo plazo: esa es la clave. Si ese es tu perfil inversor, será lo que estás buscando.

Esto es así porque un fondo indexado se caracteriza por repartir el dinero entre una serie de valores diferentes en proporción con su peso en la bolsa.

Es decir: en cada mercado de valores, hay muchas empresas cotizando. Cada una tiene su peso, su tamaño, su envergadura, como quieras decirlo, que fluctúa según las leyes de la oferta y la demanda.

Lo que hace el fondo indexado es invertir en diferentes empresas que cotizan en esa bolsa según la importancia de cada valor. Por ello, se engancha al devenir y se autorregula para siempre estar creciendo como crezca la bolsa, sin tirones ni caídas.

Además no tienes que ocuparte de calcular de forma extraña cómo van tus inversiones, basta que conozcas cómo le ha ido a la bolsa. Sí: a la bolsa en general porque tu inversión en cada empresa es relativa al papel de esta en el cómputo global de ese mercado en particular.

Ver Productos Financieros de Inversión

Entonces… ¿no obtendrás ganancias disparatadas rápido? ¿no conseguirás un pelotazo tras otro, zafándote de quiebras por tu buen ojo y consiguiendo un crecimiento exponencial de tus ahorros?

Pues no, guapi. Todo lo contrario. Irás, tranquilamente, sumando y sumando como una hormiguita. Una hormiguita financiera, con sus gafas y su app de control de gastos.

Con los fondos indexados tendrás, a largo plazo, una buena rentabilidad garantizada. Eso es lo que los hace un producto financiero interesante. Lejos de parecer una montaña rusa en la que arriesgarte a zigzags y subidas y bajadas, es más como un teleférico en el que te subes y vas tranquilamente viendo el paisaje. Luego bajas… y has llegado seguro o segura a la cumbre.

invertir en fondos indexados

Desventajas de los fondos indexados

Hablar de «ventajas» y «desventajas» de los productos financieros es obviar la total flexibilidad de la oferta de este mercado. Es decir: no hay productos mejores o peores. Hay una plétora de opciones entre las cuales uno elige la que se ajusta a su perfil.

¿Quieres riesgo? Entonces verás desventajas en los productos que ofrecen poca rentabilidad.

¿Quieres algo seguro? Entonces verás ventajas las ventajas relativas a esa seguridad. Por tanto, no es tanto de los fondos indexados de lo que hablamos al mentar sus «desventajas», sino del perfil que no tienen quienes se interesan por ellos.

Si eres alguien que busca beneficios rápidos, los fondos indexados no te interesan. O si tu idea de invertir es conseguir maximizar cada segundo operando sin parar y saltando de cresta de la ola a cresta de la ola (hasta tal vez caerte). Los fondos indexados no están pensados para adictos a las emociones fuertes. Se busca más bien un perfil sereno, planificador. ¿Será ese el tuyo?

Por tanto los fondos indexados, como ves, no buscan un perfil de inversor, por decirlo así, «agresivo».

La otra gran desventaja que tienen los fondos indexados es que ligas tu destino al de un mercado concreto, con los riesgos que eso conlleva. Por ejemplo, si inviertes en un fondo que toma como referencia el ibex35 (la bolsa española) es cierto que tu inversión está diversificada por diversos valores. Pero todos tienen algo en común, por lo que un problema grave de ese mercado afectará a tu inversión en su conjunto.

No decimos esto para desanimarte. Los fondos indexados son de las inversiones más seguras. Ahora bien, aunque sea redundante hacerlo, hay que recordar que toda inversión tiene sus riesgos.

fondo indexado

Ventajas de los fondos indexados

La principal ventaja de los fondos indexados es que son una forma de inversión segura. Insistimos: dentro de que siempre hay riesgos.

La clave es el largo plazo. La rentabilidad poco a poco va sumando… sin que no tengas que hacer operaciones. ¿Y qué pasa cuando te ahorras las operaciones? Exacto: que te ahorras las comisiones.

Ya sabemos que no te gustan las comisiones. Por eso seguramente tienes alguna de las mejores tarjetas para viajar sin comisiones. Pues entonces te va a interesar este aspecto de los fondos indexados. Como te hemos contados, los fondos indexados están organizados de forma que imitan la deriva de un mercado de valores al distribuirse proporcionalmente entre empresas que ahí cotizan.

Estos ajustes, si los hicieras por ti mismo, supondría muchas operaciones que tendrías que pagar (su respectiva comisión).

Al no recurrir a un banco tradicional, quienes invierten en un fondo indexado suman lo que habría sido el pago de comisiones a un banco durante años a lo que es su ahorro.

Con los fondos indexados, las comisiones son las mínimas cuando los gestionas de una forma automatizada. Hablamos de que pasas de pagar por encima del 2% a que te cueste solo unas décimas del capital total invertido.

La seguridad es otra ventaja principal, la diversificación de un fondo indexado la aumenta hasta sus máximos. Y si es tu perfil el de alguien que sabe lo que quiere y esto es a largo plazo y una rentabilidad buena sin complicaciones, seguramente en los fondos indexados hayas encontrado un producto que te interese.

fondos de inversion indexados

Cómo invertir en fondos indexados

Existen numerosas maneras de entrar en el mundo de los fondos indexados. La más moderna de ellas son los llamados roboadvisors, un gestor automatizado con el cual tu inversión funciona con todas las garantías… y casi sin comisiones.

Comparados con los bancos tradicionales, que tienen comisiones mucho más altas, el rendimiento de tu dinero con un roboadvisor es el mínimo.

Con indexacapital, un roboadvisor bastante en boga, esas comisiones son de menos de un 0’5 para el primer tramo de tu inversión y disminuyen a medida que esta aumenta. Esto quiere decir que año tras año puedes ir pagando todavía menos, en términos relativos. Poner tus ahorros a medrar de esta manera es de una de las mejores maneras de ahorrar dinero.

Con este fondo indexado, todas las ventajas son para ti.

Además, puedes conseguirlo y controlarlo a través de la app de Bnext. Es un neobanco con una tarjeta gratuita y sin comisiones con la que controlar tus gastos. Entre otros servicios, te da acceso a indexacapital de manera directa y además puedes hacerlo todo desde tu móvil con total transparencia. De esta manera, ahorrar e invertir en fondos indexados se convierte en una tarea la mar de sencilla.

Una vez tengas tu Bnext (como te decimos, es gratis y sin comisiones) ya puedes acceder a indexacapital. Entonces lo que debes hacer es definir tu perfil. Mediante un cuestionario, descubrirás qué tipo de inversión te puede interesar más.

Has de tener en cuenta cuánta duración quieres darle a la misma y, claro está, la cantidad con la que quieres empezar a ahorrar con fondos indexados.

Es un proceso sencillo que, como descubrirás, resulta muy transparente. Es la suerte de tener la tecnología de nuestra parte, totalmente adaptada a lo que necesitamos y a nuestro servicio.

Productos financieros aparentemente complejos como los fondos indexados ya no son privilegio de nadie. Están, con Bnext, al alcance de tu mano. Exactamente, con indexacapital, al alcance de tu móvil.

Ver Productos Financieros de Inversión

Conclusiones

Cualquier tipo de inversión tiene riesgos. Pero algunas más que otras. Los fondos indexados así como los depósitos a plazo fijo son unas de las que menos. Su sistema se adapta a las circunstancias del mercado y acumula las pequeñas mejoras que continuamente va generando el mercado financiero.

Para hacer esa adaptación y mantenerse en línea con el crecimiento de la bolsa, son necesarias una serie de operaciones que harían de cualquier inversión una catástrofe si hubiera que pagarle comisiones a un banco. Con la gestión automatizada, en cambio, se quedan en prácticamente nada.

De los muchos sistemas de roboadvisor que hay, indexacapital es puntero en España, donde cuenta con más de 13.000 clientes. Es un modelo de empresa adaptado a los tiempos y a la realidad, como demuestra el hecho de que puedas disfrutarlo a través de Bnext y sus servicios vinculados.

Los productos financieros han abandonado los sobreactuados muros de las oficinas bancarias para estar donde se les necesita: en el mundo real, resolviendo necesidades de los usuarios, de la mano de la tecnología.

Por eso cada vez son más las personas que toman perspectiva sobre los fondos indexados así como de las cuentas remuneradas como posibilidad para el ahorro. Y dado que son inversiones a largo plazo… ¡todos nos damos cuenta de que habría merecido la pena conocerlos antes!

Pero es hoy cuando la tecnología y las empresas start-up como Bnext lo ponen en nuestra mano. Incluso todavía hay entidades bancarias que por pereza, o por la inercia que marca el beneficio garantizado por sus clientes (y las comisiones que estos pagan) no quieren verlo de otra manera que la suya.

Eso ha cambiado. Ahora podemos tomar nuestro propio punto de vista y, de esa manera, tomar el control sobre nuestro dinero, sobre nuestro ahorro, sobre nuestra vida financiera. De herramientas como Bnext e indexacapital, que sirven para hacerlo, te hablamos en nuestra newsletter de ahorro.net muy a menudo.

De eso y de muchas más cosas. Por lo que si te interesa sacar más partido a tu dinero, ahorrar más y poner tus ahorros a crecer, suscríbete y verás que puedes hacerlo.

Mientras tanto, ¡te esperamos en la sección de comentarios!

Dejar un comentario