Cómo Mejorar tus Finanzas Personales Gracias al Ahorro de Energía

El ahorro de energía es una de las mejores formas de impulsar tus finanzas personales. Principalmente, por dos razones.

La primera, como es obvio, que es un gasto que si puedes reducir, supone un monto de dinero que se queda en tu bolsillo. Todo es sumar y restar. Esto seguramente ya te lo imaginabas.

La segunda es más sutil, más importante y más imperceptible. Se trata de que cuando consigues ahorro de energía esto es debido a que estás cambiando tus hábitos. Es fruto muchas veces de coger buenas costumbres. Y esto es algo que cambia tu perspectiva en general sobre las cosas.

Volverse ahorrador, es decir, ser un consumidor inteligente, repercute positivamente en todas las esferas de la vida.

Cuando interiorizamos hábitos como apagar la luz de un cuarto del que vamos a salir, optimizar nuestro uso de la cocina o de los electrodomésticos… todo empieza a ir mejor. El ahorro de energía es casi una filosofía de vida. Es mucho más que la cantidad directa que recortamos de la factura.

El ahorro de energía es un círculo virtuoso del que no querrás salir en cuanto empieces a percibir las cosa de otro modo.

Comprender cómo y de qué manera esto es posible es una gimnasia mental muy positiva. Descubrirás que lo caracteriza a la mentalidad de un ahorrador no nace, se hace. El ahorro de energía en tu hogar, en tu facturas, es una labor diaria que cada vez cuesta menos llevar a cabo.

Cuestiones como estas merecen toda la atención del mundo pero, una vez las llevas a cabo, las interiorizas y marchan por si solas.

Vas a descubrir cómo mejorar tus finanzas personales gracias al ahorro de energía. Y va a ser un proceso que va a mejorar mucho tu capacidad de atención y tu manera de entender el mundo. Será una evolución, como una revolución interior, de la que todo serán beneficios. ¡Adelante!

Aprender a interpretar la factura de la luz

El primer paso del ahorro de energía es saber qué estás pagando. La factura llega cada cierto tiempo y no hay que saber egipcio clásico para entenderla. Basta con tener claro qué es cada apartado del monto que abonamos. Pues no es todo lo mismo.

De entrada, debes tener en cuenta que hay dos tipos de costes facturados, los fijos y los variables. Costes variables son los relativos a cuánto gastas. ¿Gastamos más en invierno que en verano, o viceversa? Pues eso necesariamente está reflejado en tu factura. Conocer tus hábitos de consumo es el primer paso para ahorrar. Estudia tus facturas.

En segundo lugar, están los costes fijos. Estos son los abonos que hagas a la compañía eléctrica en calidad de alquileres, por ejemplo del contador, o lo relativo a la potencia contratada.

Esto último es muy importante. La potencia contratada es la capacidad de recibir energía en tu casa por la que pagas. Es decir: si quieres poder consumir mucha energía a la vez, necesitas una gran potencia contratada. Pero a casi nadie le pasa esto, y es por ello que por normal general todos tenemos contratada más potencia de la que podemos necesitar.

¿Es esto un secreto a voces? Desde luego, un sinsentido mayúsculo. El problema es que las compañías «de toda la vida» se forran con este derroche. Pero, en sentido contrario, a nuevas empresas distribuidoras con las que el ahorro de energía empieza a ser la norma.

Nos referimos a compañías como Holaluz o Lucera. Esta segunda, por ejemplo, vende la electricidad a precio de coste (es decir: ellos no ganan nada a parte de la cuota de 5 euros que pagas).

De esta forma, consiguen, por un lado, ser muy competitivos en sus precios. Por otro, esto les permite un modelo de negocio en el que asesorar al cliente (a ti) de cara al ahorro de energía es económicamente viable.

ahorro de energia

Buenas compañías para el ahorro de energía

El modelo de empresa de Lucera es muy interesante por eso que te contamos. Al no estar basado en que a mayor gasto por tu parte, mayor ganancia para ellos, pueden edificar una filosofía corporativa diferente.

Su ganancia viene única y exclusivamente de la cuota que pagas. Después, comercializan la electricidad a precio de coste. Además, garantizan que la energía que te venden proviene de fuentes renovables y ecológicas. Es decir: es una empresa que tiene garantizado mucho futuro.

Su idea es que tú notes que ahorras con ellos, por lo que te dan consejos en base a tus hábitos de consumo. Claro, se lo pueden permitir porque tu ahorro de energía no les supone una pérdida económica a ellos. El modelo está claro: afianzar clientes teniéndolos contentos.

Con Lucera tienes un aliado en tu propósito de ahorro de energía. Y eso repercutirá en tus finanzas personales. Tener más dinero en el bolsillo siempre está bien. Aunque también te hemos contado cómo hacer crecer tu dinero con inversiones seguras. El ahorro llama al ahorro, como puedes ir comprobando.

Cuantas más aliados encuentres en tu misión ahorro de energía, mejor. Y cuando con ese dinero que ahorramos conseguimos algo que nos viene bien, se refuerzan las conductas que nos llevan a ello. Es pura psicología. Si haciéndolo bien consigues un premio, ¿cómo no vas a continuar con tu ahorro de energía?

El uso más racional de los recursos es una muy buena cosa. Tu mente te lo agradecerá. Tanto, que notarás como coge velocidad y aplica esos esquemas de austeridad por todos lados.

Los ahorradores somos gente fácilmente reconocible. Nos caracterizan las buenas costumbres y nos desquicia ver una luz encendida innecesariamente o percibir que alguien olvidó cerrar un grifo. ¡Todo eso es dinero que se está yendo inútilmente! ¡No al derroche!

ahorrar energia

Consigue 4 cuotas mensuales gratis con tu compañía eléctrica

Hasta finales del próximo mes de septiembre, tienes una promoción muy interesante para conocer Lucera con 4 meses de cuota gratis.

Te recordamos que esta compañía te hace pagar una cuota de 5 euros al mes, que es de donde obtienen sus beneficios. Y nada más: el resto de la factura, lo que gastas, te lo cobran a precio de coste. Es decir: esta distribuidora no gana dinero por tus derroches. Por eso, te aconsejan sobre cómo conseguir ahorro en energía.

Para conseguir esos 4 meses de cuota gratis solo tienes que disponer de una cuenta Bnext Premium.

Resumidamente, nos parece un instrumento para ahorrar muy interesante. Además de las promociones y descuentos que se consiguen con ella, tiene una app muy bien organizada. Controlar, visualizar y organizar tus gastos con ella resulta muy sencillo.

Para conseguir la promoción de Lucera solo debes entrar en la marketplace de Bnext y pinchar en el logo de esta compañía. De esta manera, podrás disfrutar de esos 4 meses gratis y empezar a descubrir lo que una compañía como Lucera puede ofrecer.

Con Lucera y Bnext Premium no solo ahorras sino que además apoyas la conservación del medio ambiente. Esto es porque son empresas con mucho futuro, que saben que las y los consumidores no nos conformamos solo con buenos precios y tarifas sino que exigimos, siempre, responsabilidad.

Los muchos descuentos y promociones que puedes conseguir con Bnext Premium tienen que ver también con esa manera de tratar al cliente.

Descubre Bnext Premium

Cómo mantener el ahorro de energía

La labor de ahorrar, sea en energía o en otra cosa, es diaria, cotidiana. Va a cuentagotas. ¡No decaigas! Ten en cuenta uno de los principales lemas de las y los ahorradores: todo suma. Un poquito cada día es la clave para acumular un ahorro considerable en un mes, no digamos ya en un año.

Por tanto, hazte esta pregunta de vez en cuando: ¿estás malgastando luz o gas? Seguramente, si practicas la honestidad (molesta al principio, pero luego es agradable), te encontrarás que casi siempre todo el derroche tiene su origen en la pereza. Levántate y apaga esa bombilla que has dejado encendida, anda…

La pereza es la madre de todos los vicios. Y como madre, hay que respetarla. Pero mejor si ese rato que pasas tumbado no lo combinas con dejar un chorro de dinero desperdiciándose. Cada minuto de luz malgastada son monedas que dejarán de estar en tu bolsillo. Sin ningún tipo de compensación.

La energía no se gasta: la energía se utiliza. Volviéndote más racional conseguirás ahorrar en energía. Sin renunciar absolutamente a nada. Solo organizándose mejor. Conseguir mejorar tus finanzas personales no es algo difícil. El ahorro de energía lo facilita y mucho.

Con cada pequeño gesto que modificas, consigues un premio. Disfrútalo. Dedica parte del dinero que ahorres con tus buenos hábitos a cosas que te plazcan. No tienes por qué perder el control con los caprichos, pero si has conseguido recortar tus gastos tal como te propusiste, te mereces un buen premio.

Aunque te parezca mentira, de esa manera completas el círculo: tus mejores hábitos tienen recompensa y debes celebrarlo. El ahorro en energía no es una tarea pesada y tediosa. Más bien todo lo contrario: es una superación personal, una mejora de nuestra cotidianidad. Se trata de organizarse mejor. El resultado será positivo… o no será.

Ahorro de energía y cuidado del planeta

Hablar de energías verdes o renovables era impensable hace unas décadas. Hoy, es imprescindible que esto aparezca en casi cualquier debate.

La apuesta por este tipo de energías que hacen empresas como Holaluz o Lucera es una apuesta por el futuro del planeta. El tiempo ya les ha dado la razón y se la ha retirado a quienes quieren seguir convirtiendo en dinero la polución y la contaminación.

Este modelo que viene para quedarse no está solo. La mayoría de las personas estamos con él. Su principal obstáculo son los que hoy en día tienen tanto dinero que pueden dedicarlo a impedir que la mayoría progrese. Pero eso está cambiando y en el futuro aún más va a cambiar.

como ahorrar energia

Propuestas como las de Lucera serán un engranaje de ese cambio. Recordemos que sólo comercializan energía verde y a precio de coste, lo que les permite ser competitivos. El beneficio que obtienen sale de la cuota de 5 euros mensuales que han de pagar sus clientes. Cuota que, por cierto, ya te hemos dicho cómo puedes hacer para evitar pagar.

Hacer competitivo en el mercado un negocio que distribuye sólo energía proveniente de fuentes renovables es la piedra de toque que hace un antes y un después en el sistema.

Ya no hay excusas, solo queda esperar a que se vuelva hegemónica una manera de hacer negocio mucho más cercana a la de Lucera que a la de las grandes compañías de un sector en profunda transformación.

Conclusiones

Cuando tenemos por objetivo mejorar nuestras finanzas, es importante tener una meta clara sobre ello. Es decir: ¿qué vamos a hacer con ese ahorro en energía? Porque si no consolidamos esa respuesta, todo lo avanzado se vendrá abajo en algún momento.

Es decir, tener motivaciones sanas es lo que mejor puede venirnos. Tal vez queramos dedicar nuestro ahorro a comprar un regalo o adquirir algo para una misma o uno mismo. Por cierto: si vas a comprarlo online, no dejes de echar un vistazo a las mejores tarjetas para comprar por internet.

Tu casa puede ser el primer escenario de la gran operación ahorro de energía. Todo lo que no sea ahorro en términos de luz y electricidad es derroche. Eliminarlos es el camino. Además, contar con la ayuda de tu compañía también va a ayudarte. Es una revolución en la que todas las partes están implicadas.

Por tanto, ten en cuenta los consejos que te hemos dicho y cuenta con quienes tienen los mismos objetivos que tú. Si no, será difícil que los lleves adelante. Avanzar es siempre una tarea más sencilla si cuentas con el apoyo de alguien. Tu compañía puede ser tu gran ayuda a la hora del ahorro de energía. Aunque parezca imposible, ya te hemos contado cómo.

Nosotros en ahorro.net estamos de tu parte. Por eso nos encanta recibir vuestros consejos en la zona de comentarios. También, compartirlos a través de nuestra newsletter. Si no te habías suscrito, ¡hazlo cuanto antes!

En ella podrás encontrar consejos y sugerencias de ocio, finanzas, consumo y muchos chollos y ofertas que te van a parecer increíbles. Todo ello con un objetivo: ahorrar, en energía y en muchas cosas más. Y, por supuesto, conseguir que esos ahorros crezcan y mucho. ¡Te esperamos!

Dejar un comentario